Bibiana Bryson

RED ARGENTINA DE INVESTIGACION OVNI

                        HOMBRES DE NEGRO

 

 

 

 

 

 

Acallar como sea y para siempre a quienes se acercan demasiado a la verdad. Esa sería la misión de los ' hombres de negro' unos escurridizos individuos que atemorizan a los ufólogos y que Hollywood ha convertido en héroes

 

Son esquivos, expeditivos e implacables. Hay quien mantiene que trabajan para agencias gubernamentales; otros aseguran que forman parte de una avanzadilla extraterrestre; y algunos sospechan que son el brazo ejecutor de un gobierno en la sombra que rige los destinos de la humanidad desde un pasado remoto. Pero nadie lo sabe a ciencia cierta: todo son especulaciones. Los hombres de negro están entre nosotros. No son producto de la imaginación de un guionista cinematográfico. Al menos, eso es lo que cree buena parte de los ufólogos norteamericanos -y algunos españoles- desde que estos enigmáticos personajes silenciaron, hace cuarenta años, a ALBERT K. BENDER, director del Buró Internacional sobre Platillos Volantes (ISFB).

A pesar de su pomposo nombre, el grupo de Bender era uno más de los que comenzaban a proliferar en Estados Unidos a principios de los años 50, una organización cuyos miembros ansiaban el contacto físico con los tripulantes de los ovnis, «siempre y cuando ellos decidieran aterrizar en son de paz» [Sheaffer, 1981], y cuyo boletín necesitaba un golpe de efecto para hacerse un hueco en un disputado mercado. Así que Bender anunció en abril de 1953 que la siguiente entrega de la revista contendría importantes revelaciones sobre el origen de los platillos volantes. Sin embargo, cuando Space Review llegó a manos de los aficionados, no hubo ninguna información sorprendente. Y, para colmo de males, la revista desapareció seis meses después, tras advertir en sus páginas: «El misterio de los platillos volantes ya no es un misterio. Se conoce su origen, pero la información ha sido retenida por órdenes procedentes de instancias superiores... Aconsejamos a todos los que están comprometidos en trabajos relacionados con los platillos que, por favor, sean muy cautos» [Sheaffer, 1981].
Los rumores se apoderaron entonces de la comunidad ufológica. Según sus más cercanos competidores, Space Review había echado la persiana por razones económicas: la revista había perdido el apoyo inicial de una importante editorial y las instancias superiores sólo existían en la imaginación de Bender, que enmascaraba así su fracaso. El director del ISFB dio, sin embargo, su propia versión de los hechos. «Conozco el secreto de los discos», aseguró a sus más inmediatos colaboradores, antes de añadir que no podía revelarlo porque así se lo habían ordenado, bajo amenaza de muerte, tres misteriosos hombres vestidos de negro. Un año más tarde, el investigador JAMES MOSELEY fue también silenciado tras anunciar en Saucer News, su boletín, la publicación de «pruebas documentales irrefutables» sobre los ovnis [Sheaffer, 1981]. Y, a partir de ese momento, los MIB -del inglés men in black- empezaron a intimidar a ufólogos y testigos de apariciones de platillos volantes.

 Muertos en el armario

Las descripciones de los silenciadores y sus métodos responden desde entonces a un mismo patrón Misteriosos individuos que viajan en grupos de tres a bordo de lujosos coches o helicópteros negros y se presentan ante sus víctimas cuando están solas. De mediana estatura y piel bronceada, visten traje, corbata y sombrero de riguroso luto -todo pasado de moda, pero impecable-, ocultan sus ojos tras gafas del mismo color -cuando no lo hacen, éstos son rasgados- y se identifican como agentes del Gobierno estadounidense. Tras dejar bien claro que están al corriente del trabajo de su interlocutor y de las pruebas que obran en su poder, le recomiendan que les entregue cualquier material comprometedor y que calle para siempre. Si no, su vida corre peligro. Esta amenaza, según algunos ufólogos, se ha hecho realidad en más de una ocasión.

El astrónomo MORRIS K. JESSUP habría sido una de las primeras víctimas de los hombres de negro. Autor de varios libros sobre ovnis, apareció asfixiado al volante de su automóvil el 20 de abril de 1959. Aunque la investigación oficial concluyó que se había quitado la vida -una manguera conectaba el tubo de escape con el interior del habitáculo-, muchos seguidores de los platillos volantes consideran que lo eliminaron los MIB, como al periodista FRANK EDWARDS, que falleció el 23 de junio de 1967, o al capitán EDWARD RUPPELT, que había sido director de uno de los proyectos secretos de investigación ovni de las Fuerzas Aéreas de EE UU. Pero en estos casos, y en otros similares, la evidencia brilla por su ausencia.

Edwards, por ejemplo, falleció por causas naturales, al igual que el investigador brasileño OLAVO T. FONTES y el capitán Ruppelt, quienes murieron de cáncer. Respecto a Jessup, el veterano ufólogo JEROME CLARK ha reiterado recientemente en Fortean Times -una de las más importantes revistas esotéricas- que, «como todos los que le conocieron han contado a quienes creen otra cosa, se suicidó por razones personales que nada tenían que ver con sus intereses ufológicos» [Clarke, 1997]. Los MIB, por lo tanto, no cuentan con más muertos en sus armarios que los colocados por los ufólogos. Y parece que tampoco son muy efectivos como silenciadores.

 

 

Secretos a voces:

 

Basta recordar que Bender, su primer objetivo, no tuvo ningún inconveniente en contar su aterradora experiencia a GRAY BARKER para que la divulgara a los cuatro vientos en su libro They knew too much about flying saucers, publicado sólo tres años después de la amenazadora visita de los hombres de negro. Además, el propio Bender escribió en 1962 Flying saucers and the three men, una obra en la que mantiene que los siniestros personajes son extraterrestres. No ha sido el único que se ha burlado de las amenazas de los MIB.

James Moseley no sólo no se retiró de la circulación, sino que todavía sigue en la brecha. Continuó al frente de Saucer News hasta 1968 y, desde entonces, ha alumbrado diversos boletines: Saucer Cruise, Saucer Booze, Saucer Jews... En la actualidad, dirige Saucer Smear, una publicación accesible a través de Internet. «Si el supuesto 'silencio' de Moseley es una muestra de la eficacia de los 'hombres de negro', entonces podemos respirar tranquilos», sentencia el escéptico ROBERT SHEAFFER, autor de Veredicto ovni [Sheaffer, 1981].

Pero nada de esto importa a los negociantes de lo paranormal. El argentino FABIO ZERPA, que en los años 70 se ganaba la vida con un espectáculo ovni que escenificaba en cines de Latinoamérica y España, mantiene que los MIB «pertenecen a una gigantesca organización no sólo de origen terrestre, sino también extraterrestre, y poseen bases a lo largo y ancho del planeta» [Zerpa, 1979]. La finalidad de los hombres de negro, afirma, es evitar que el ser humano acceda al conocimiento oculto. Vamos, que son como el fumador de Expediente X, el personaje que hace la vida imposible a Mulder y Scully. Pero, por lo visto, bastante más torpes.

 

 

 

 

 

 

 

 

                                           VIDEO RADIO HOMBRES DE NEGRO

 

             

 

        HOMBRES DE NEGRO "CUARTO MILENIO"

 

 

 

 

 

 

 

 

  KAPUSTIN YAR LA BASE SECRETA RUSA

 

 HAGAMOS UNA RESEÑA :

 

                                             Publicado el 27/Diciembre/1997

Moscú. 27 dic 97. "Platillos volantes" se han acercado a la
estación orbital Mir y al cosmódromo Baikonur, afirmó hoy,
viernes, el cosmonauta ruso Alexandr Balandin, y que ya hay
datos suficientes para un estudio científico de este fenómeno.

"En Rusia tenemos pruebas claras", aseguró Balandin en una
entrevista al diario "Komsomólskaya Pravda".

 

 COSMONAUTA ALEXANDR BALANDIN JUNTO A BIBIANA BRYSON

 

 

Añadió que ya es hora de que los gobiernos reconozcan
oficialmente la existencia del problema de los OVNIS, Objetos
Volantes No Identificados.

"El general Vladimir Ivánov, ex comandante de las Fuerzas
Militares Espaciales de Rusia, recuerda que cerca del
cosmódromo de Baikonur y a gran altura volaron tres objetos
que fueron registrados por los radares y que no pudieron ser
aviones", dijo el cosmonauta ruso.

En el Primer Foro Internacional de Ufólogos (estudiosos de los
OVNIS -UFOS en inglés), que se celebró recientemente en
Brasil, Balandin reveló que en 1990 su colega ruso Musa
Manarov, durante su segunda misión espacial, en el momento del
acoplamiento de la nave con la plataforma espacial, vió un
objeto brillante que giraba a poca distancia.

Manarov logró grabar en una cinta de vídeo el fenómeno que
presenció en el espacio y que fue exhibido en el foro de
ufólogos.

 

UNOS DE LOS VIDEOS DE LA ESTACIÓN MIR 

 

 

Esta grabación y otras evidencias presentadas en el congreso
"deben ser estudiadas por una comisión científica
internacional", reclamó Balandin.

"La comisión también debe seleccionar pruebas de autenticidad
comprobada y separarlas del resto de materiales, de dudosa
procedencia", subrayó.

También citó grabaciones de vídeo hechas por las tripulaciones
de transbordadores estadounidenses sobre objetos desconocidos
que volaban a poca distancia de la nave siguiendo su
trayectoria.

Como un ejemplo de actitud seria hacia fenómenos desconocidos,
el cosmonauta dijo que en el foro brasileño se había destacado
que la Fuerza Aérea de Chile reconoce oficialmente la
existencia del problema de los OVNIS.

Según Balandin, los militares rusos tienen mucho que aportar a
la investigación de los OVNIS, como los oficiales de la base
aérea secreta de Kapustin-Yar que en junio de 1989 vieron un
objeto de forma semicircular que volaba a baja altura
alumbrando con un potente rayo luminoso los depósitos y
arsenales de la base.

"Muchos de mis antiguos compañeros de instituto que ahora
trabajan en instalaciones secretas reconocen que han visto
OVNIS sobre las fábricas del complejo bélico, en los polígonos
y bases militares", indicó.

Al mismo tiempo, precisó que no todo lo que se observa debe
ser interpretado como un OVNI, al señalar que los cosmonautas
en el espacio han sido testigos de femómenos que "sobrepasan
los límites de nuestros conocimientos comunes".

"Guennadi Strekalov en septiembre de 1990 vio durante diez
segundos un objeto luminoso parecido al que había visto
Manarov, es decir, es posible que estemos frente a fenómenos
naturales que no han sido estudiados lo suficiente", dijo.

"Alexandr Lazutkin me confesó que desde la Mir había observado
en el océanó un extraño círculo de varias decenas de
kilómetros de diámetro en cuyo interior hervía el agua".

Otro fenómeno que han visto más de un astronauta es la llamada
"nube plateada", que a veces aparece a 100 kilómetros de
altura y en forma de líneas quebradas se extiende sobre la
tierra a lo largo de varios centenares de kilómetros. EFE
(DIARIO HOY) (P.11-A)

Hora GMT: 27/Diciembre/1997 - 05:00 Autor: Por Armando Pérez

 

 

 

 EL INCIDENTE :

UFO SOBREVUELA BASE MILITAR RUSA CERCA DEL SITIO DE

PRUEBAS NUCLEARES DE KAPUSTIN YAR

 

 

 

 

 

EN 1989  EN UNA BASE MILITAR CERCA DEL SITIO DE PRUEBAS DE

KAPUSTIN YAR ,MIEMBROS DE DOS UNIDADES

ARMADAS NOTIFICARON QUE UN UFO SOBREVOLÓ POR

HORAS EL ARSENAL DE  LA BASE .

LOS ARCHIVOS DE LA KGB CONTIENEN LOS REPORTES ESCRITOS SOBRE EL INCIDENTES.

VOLÓ SOBRE EL ALMACÉN DE LA BASE Y LUEGO EN DIRECCIÓN AL ARSENAL DE MISILES. 

CUANDO ESTABA SOBRE EL ARSENAL EMITIÓ UN RAYO DE LUZ MUY POTENTE DESDE SU

PARTE INFERIOR .

 

  BOSQUEJO DE ENSIGN VOLOSHIN DE UN UFO MOSTRANDO EL RAYO DE LUZ JULIO 1989

 

 

                RECONSTRUCCIÓN PUBLICADA EN LA REVISTA MOSCOVITA AURA-Z

 

 

                                 DOCUMENTO DE LA KGB SOBRE EL INCIDENTE

 

            

 

    LOS INCIDENTES DE LOS AÑOS CUARENTA

 

 

 

 

 El 3 de julio de 1947, un comité soviético de expertos seleccionó a Kapustin Yar, una desolada zona situada a unos 100 km de Volvogrado (en ese momento Stalingrado), como polígono de pruebas para los cohetes A-4 nazis. Desde esta base militar despegó en 1948 el primer misil balístico soviético, el R-1, que era la copia rusa del V-2 nazi . Kapustin Yar fue el beneficiario del creciente interés por parte de Stalin en la ciencia de los cohetes como medio capaz de ofrecer a la URSS una cierta ventaja estratégica ante los EE UU en la Guerra Fría. El sueño de Stalin se hizo realidad cuando en 1955 se presentó el cohete R-5, el primer misil nuclear de la URSS. El 16 de marzo de 1962 Kapustin Yar se convirtió oficialmente en el segundo cosmódromo de la Unión Soviética, al poner en órbita un cohete Kosmos (63S1). Sin embargo, con la inauguración del cosmódromo de Plesetsk en 1966, el ritmo de lanzamientos espaciales en Kapustin Yar fue decreciendo paulatinamente. Tras la caída de la URSS, las dificultades económicas tuvieron como consecuencia el casi total abandono de las actividades espaciales en esta base, y en 1999 se produjo el último lanzamiento de un cohete Kosmos 3M. Parecía el final del viejo cosmódromo. Sin embargo, el pasado 19 de junio un cohete Kosmos 3M despegaba otra vez rumbo al espacio, esta vez con seis satélites Orbcomm de fabricación estadounidense.


Ésta es la versión oficial (y seguramente real) sobre cuales eran las actividades que se desarrollaban dentro de las instalaciones de este cosmódromo soviético. Sin embargo existe una versión no oficial, que es mucho más divertida...

Como todos sabéis, en 1908 un objeto explotó en el cielo sobre el lago Tunguska, arrasando miles de kilómetros cuadrados de taiga en una explosión de una potencia equivalente a varias bombas nucleares como la que los americanos lanzaron sobre Hiroshima.

Según los conspiranoicos, una de sus primeras medidas secretas de Stalin, que era miembro de club I want to believe al igual que Himmler y el agente Mulder, fue la de organizar una expedición a Tugunska con la intención de recabar información que pudiera ser útil para el avance tecnológico del Ejercito Rojo. El científico a cargo de la investigación confirmó el suceso OVNI en Tunguska (como no podía ser de otra manera pues en caso contrario le habían prometido un bonito laboratorio perfectamente equipado en Siberia para continuar sus interesantes investigaciones), y Stalin, emocionado, ordenó a la Fuerza Aérea Soviética derribar cualquier objeto volante que sobrevolase cielo ruso. Quería capturar un OVNI.

En 1947, un OVNI con forma de cilindro es derribado en los alrededores del pueblo de Kapustin Yar. Inmediatamente, Stalin ordena el desalojo del pueblo y la construcción de una base militar en el mismo lugar donde había caído el aparato extraterrestre. Es interesante la forma de pensar de los rusos: en vez de trasladar el UFO a una zona militar secreta cercana para estudiarlo con tranquilidad (al puro estilo Roswell), ordenan construir una zona militar secreta alrededor del UFO. No hay nada como tener mano de obra comprometida ideológicamente, no?.

Curiosamente a raíz de este suceso la URSS alcanza su apogeo tecnológico: se desarrollan los primeros misiles nucleares intercontinentales rusos, empieza a desarrollarse el proyecto espacial ruso (el cual en pocos años consigue enviar al primer hombre en el espacio), etc.

Pero aquí empieza lo realmente bueno:

Tras la construcción de la base secreta de Kapustin Yar, y debido a que la orden de derribar OVNIS de Stalin continuaba en vigor, se desarrollaron verdaderas batallas aereas entre MIG rusos y OVNIS que intentaban destruir la base en represalia a la agresión rusa. Al parecer se libraron varias luchas al más puro estilo Star Wars, en las que se perdieron algunos MIGs pero en las que tambien cayeron OVNIS, todos ellos con forma de cilindro. Con razón los americanos estaban perocupados por la potencia aérea de los MIGs. En el año 1968 la base fue atacada por OVNIS que consiguieron destruir cuatro de sus silos, pero que no lograron hacer explotar ninguna de sus cabezas nucleares. Finalmente los cazas MIG lograron espantar a los alienígenas. Durante un tiempo las batallas y avistamientos cesaron, pero en el año 1989 un OVNI sobrevoló de nuevo Kapustin Yar, disparando rayos de energía hacia varios hangares y edificios de la base, sin destruir u ocasionar daño alguno ( VER EL CASO DE 1989 ) .

                                                                                       FUENTE ALMAERRANTE Y EUREKA

 

 

 

     AQUÍ ESTOY JUNTO A LA PILOTO Y COSMONAUTA MARINA POPOVICH EN SU PASO POR

     ARGENTINA .

 

    ELLA ME CONTÓ QUE CUANDO VOLABA LOS CAZAS MIG ,

     TENÍA ORDEN DE DERRIBAR A LOS UFOS .

 

 

 

 

 VIDEO SOBRE EL INCIDENTE DE LA DECADA DEL CUARENTA


Videos tu.tv

 

 

 

 

                      bibianaangeles@yahoo.com.ar